Evolución de la aviación

La fascinación por volar es algo que ha estado presente en los seres humanos desde el principio de la humanidad y muchos han sido los intentos a lo largo de la historia, intentos que en muchas ocasiones terminaron muy mal.

La historia de la aviación es un poco compleja, desde los primeros artefactos que pudieran desafiar la gravedad como los globos aerostáticos, los cuales eran imposibles de controlar.

Luego pasó por otros con mecanismos que hicieron posible dirigir el vuelo y hasta los que utilizando motores lograban el despegue y recorrido por unos pocos metros.

Las mejoras en las características de los aviones en aspectos como maniobrabilidad, autonomía, velocidad y seguridad ha sido un proceso que no se ha detenido desde que el hombre decidió atreverse a hacer cosas inimaginables.

Y fue a partir del siglo XX que hubo un desarrollo significativo de la aviación hasta lo que conocemos actualmente.

Inicios desde la antigüedad

Es sabido que aproximadamente en el año 400 a.C. el estudioso de la Antigua Grecia Arquitas de Tarento fabricó lo que denominó peristera que en griego significa paloma.

Esta consistía en un aparato de madera con forma de ave y capacidad de vuelo a una altura de unos 180 metros, utilizando un impulso de aire para lograr alzar vuelo, pero no existe constancia de que es lo que producía este chorro de aire. Lo que probablemente se convertiría en la primera máquina voladora.

Alrededor del año 300 a. C. fue inventada la cometa, desarrollando técnicas para hacerla volar. Existen registros de que en el año 559 el emperador Gao Yang realizó experimentos con prisioneros logrando el vuelo de seres humanos usando cometas.

El monje inglés Roger Bacon en 1290, estudió las teorías relacionadas con la densidad de los elementos, concluyendo que la construcción de un artefacto con las propiedades adecuadas ésta podría ser soportada por el aire, como el mar soporta un navío.

Del siglo XVIII al siglo XIX

En la ciudad de París, el 15 de agosto de 1783 fue el primer vuelo realizado por un ser humano a través de un globo sostenido por cables que lo unen al piso, por lo que no podía volar libremente.

Dos meses después el doctor Jean-François Pilâtre de Rozier y el noble François Laurent d´Arlandes fueron quienes lograron realizar el primer vuelo en un globo de aire caliente inventado por los hermanos Montgolfier, lográndo volar durante 25 minutos y recorrer 8 kilómetros.

En 1852 Henri Giffard, ingeniero francés, inventó el dirigible que a diferencia del globo aerostático, éste podá controlar su dirección como el cerrajero controla la apertura de una caja fuerte, pero con motores y timones.

Siglo XIX, de los planeadores a los aviones

Los intentos por crear una máquina capaz de mantener el vuelo y controlarlo por algún tiempo no se detuvieron con la creación de globos y dirigibles.

El inventor inglés George Cayley en 1799 realizó el diseño de un planeador moderno, este venía provisto de una cola para poder controlarlo y un espacio para el piloto que quedaba del lado del centro de gravedad.

Esta evolución a través de los siglos hizo posible que para los años 1900-1940 los hermanos Wright se adentraron al mundo de la aviación logrando los primeros vuelos en una máquina más pesada que el aire.

error: Content is protected !!